SANTO DOMINGO, D. N.- Con el propósito de contribuir a frenar el avance de la enfermedad del coronavirus (COVID-19), Grupo Ramos ha tomado medidas para limitar la cantidad de personas al mismo tiempo dentro de las localidades que opera; a la vez que hace un llamado a sus clientes a mantener al menos un metro de distancia de los demás, a no exponerse si están enfermos y no visitar las tiendas con niños, adultos mayores y otros grupos vulnerables. También les exhorta a hacer sus compras de manera consciente, adquiriendo solo lo que realmente necesitan.

La empresa comercial informó que todas sus tiendas Sirena, Sirena Market, Super Pola y Aprezio se mantienen ofreciendo servicio al público durante esta situación de emergencia, a fin de garantizar el suministro de alimentos y otros productos básicos a la población dominicana y aseguró que, junto a sus suplidores internacionales y locales, procura mantener un abastecimiento adecuado y fluido de estos productos.

Grupo Ramos ha puesto igualmente un énfasis especial en reforzar las medidas de higiene en sus instalaciones, a través de acciones como: mayor frecuencia de limpieza en todos los puntos de contacto y áreas comunes de sus localidades, charlas al personal sobre correcto lavado de manos, desinfección constante de los carritos de compra y colocación de gel sanitizante en oficinas y tiendas, para uso de colaboradores y clientes.

En el piso de ventas, todo el personal que manipula productos frescos utiliza mascarillas y otros equipos de protección personal; y en el caso de los cajeros, se le facilitan mascarillas, con instrucciones para su adecuado uso y desecho, a fin de evitar el riesgo de contaminación.

Como medidas adicionales para frenar la pandemia, la empresa habilitó herramientas para que 401 colaboradores de las áreas de apoyo trabajen de manera remota y otros 106 lo hagan de forma semi remota. Asimismo, ofreció permisos pagados a 123 colaboradores mayores de 60 años y a 107 colaboradoras en estado de embarazo que laboran en la operación. También, estableció protocolos de atención y notificación de cualquier caso potencial de enfermedad en el lugar de trabajo.

Las 70 tiendas propiedad de Grupo Ramos están laborando en horario limitado hasta las 6:00 de la tarde, para facilitar a sus colaboradores regresar a sus hogares antes del toque de queda dispuesto por el Poder Ejecutivo. Con ese mismo objetivo, se hicieron ajustes en los turnos de trabajo de los centros de distribución y panificadora.

“Nos sentimos muy orgullosos y agradecidos de todos nuestros colaboradores, especialmente de quienes trabajan en las plataformas de atención al cliente, por su lealtad, trabajo tesonero y solidario, lo que hace posible que podamos atender las necesidades de cada una de las comunidades que servimos”, expresó Mercedes Ramos, presidenta Ejecutiva de la empresa.

La ejecutiva aseguró que la prioridad de Grupo Ramos es preservar la salud y la seguridad de sus colaboradores y clientes. Exhortó a toda la población dominicana a seguir las recomendaciones de los organismos oficiales, como el Ministerio de Salud Pública y la Organización Mundial de la Salud, y a respetar las disposiciones del Gobierno dominicano orientadas a frenar el avance de la pandemia.


Descarga nuestro app Almuerzo de Negocios para que te mantengas siempre al tanto del mundo de los negocios.

¿Ya conoces nuestro canal de YouTube?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here